La baja autoestima y sus consecuencias en las notas

BLOG33

Las malas calificaciones son mucho más que un cero en la libreta. Ocultan una serie de secretos y dificultades emocionales que el estudiante rebela a través de su bajo rendimiento cognitivo. El fracaso escolar está fuertemente ligado con una baja autoestima.

Las clases son agotadoras, las materias complicadas, y el método de estudio a veces resulta tedioso. Si a esto le suma una mala autoevaluación, inseguridad, desconfianza y una profunda sensación de no sentirse capacitado para lograr los objetivos, se genera un estado altamente negativo para su hijo.

Por lo general detrás de toda dificultad académica, desde los problemas de comprensión, hasta los de atención y de disciplina, se esconde una falencia emocional.

¿Y cómo puede usted identificar si las bajas calificaciones de su hijo están ligadas a una baja autoestima? Pues los síntomas no son aislados, sino que todos se relacionan entre sí. Es muy importante que usted como padre, esté atento a las alarmas silenciosas, pues los pequeños no suelen verbalizar lo que sienten.

Si nota que el niño no suele hablar de sí mismo, y si lo hace es solo para referirse negativamente a su persona, atribuye el éxito a factores externos y el fracaso a internos, es impulsivo, agresivo, tiene muy poca tolerancia a la frustración y mínimas habilidades sociales, se aísla, y piensa que su presencia o ideas no pueden influir en los demás, es altamente probable que tenga baja autoestima.

Es importante resaltar que una persona que se considera inferior que otra, no se motiva para dar lo mejor de sí. Esto quiere decir, que se deja derrotar sin siquiera dar la lucha.

El deseo de aprender está fuertemente ligado al progreso, las ganas de sobresalir y a tener éxito en el futuro. En consecuencia, alguien sin estas aspiraciones no tiene ninguna motivación para nutrirse de conocimientos, incluso cree que no lo merece.

Por otro lado, los constantes fracasos escolares profundizan la baja autoestima del infante. El pequeño cree que decepciona a sus padres, y que solo ocasiona problemas a quienes confían en él.

Pero, ¿por qué un niño que supuestamente no tiene preocupaciones, sufre de baja autoestima? Es dentro de la familia, donde él forma su personalidad. Por ello, es relevante que  los logros del infante no pasen desapercibidos para sus padres, quienes tienen la responsabilidad de resaltar sus habilidades, logros y talentos.

Pasar tiempo de calidad con el niño es esencial. Un pequeño que se siente abandonado por sus progenitores, llega a la conclusión de que su existencia no es valorada por nadie.

Para superar la baja autoestima infantil, debe estar atento a las creencias erróneas del pequeño sobre sí mismo, y corregirlas inmediatamente, de una manera amorosa y positiva. También tiene que realizar comentarios alabando sus destrezas, y fomentar que se involucre en experiencias positivas. Por último, buscar ayuda profesional es una buena opción.

En cuanto a las dificultades académicas, cuando el pequeño mejore su valoración de sí mismo, poco a poco irá aumentando su interés por destacar en clases. Sin embargo, al principio necesitará apoyo para nivelarse, por lo que buscar asesoría es recomendable.

No solo se aprende con la cabeza, sino también con el corazón. Cuando su hijo esté sano emocionalmente, este bienestar se reflejará en sus buenas calificaciones.

CONOCE MÁS SOBRE NOSOTROS Y SOLICITE UNA CONSULTA GRATUITA LLENANDO EL FORMULARIO  http://bit.ly/2ccZBsR
Aletheia Internacional
Centro de Soluciones Psicopedagógicas
www.aletheia.com.pe
(01) 255 8800  Anexo 35 // 975 393446
contacto@aletheia.com.pe

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos necesarios están marcados *